Real Madrid Castilla 4 – 0 Alcorcón | Despedirse dándolo todo

Doy gracias a los dioses que pudieran existir
por mi alma invicta. […]
Soy el amo de mi destino:
soy el capitán de mi alma.

(Invictus William Ernest Henley)

Hoy era el ultimo partido en casa; un partido concebido más como una ocasión para dar las gracias y despedir a los que se iban, que un partido serio. Una fiesta para una afición, y para un equipo y cuerpo técnico que habían sufrido, luchado y disfrutado juntos a lo largo de como poco una temporada y en algunos casos, más. Un fin de ciclo con la permanencia asegurada. Enfrente, un Alcorcón que se jugaba el puesto de playoff, dispuesto a salir mordiendo y arañar puntos vitales que quizás amargaran la despedida de temporada al madridismo como ya hicieron hace años con el primer equipo.

Pero no tuvieron oportunidad.

CastillaAlcorcon_15

El Castilla salió decidido no sólo a celebrar, si no a demostrar todo lo que se ha aprendido en esta temporada; que todo el sufrimiento de la primera vuelta, los problemas motivados por causas ajenas y propias, toda polémica y desconcentración, les había servido para hacerse más fuertes. Que el reto de Segunda en un principio les había herido pero nunca de muerte. Nunca habían tirado la toalla y la lucha con garras y dientes les había servido para cumplirlo todo. El Alcorcón se jugaba el acceso al playoff; los de Toril terminar con buen sabor de boca, ser el mejor filial y terminar invictos en casa.

Y lo consiguieron.

Apenas había comenzado el partido, en el minuto tres, cuando Casemiro de cabeza aprovechaba un córner para inaugurar el marcador. El Alcorcón intentó en seguida buscar el empate, buscando cortar las contras del Castilla con un juego muy bronco y cargado de faltas duras. Pero menos de diez minutos después llegaría el segundo de Castilla de las botas de Borja García, tras una magnífica asistencia de Casado. En el minuto 12 y ya ganando de dos, el Castilla intentó no bajar la intensidad mientras el Alcorcón salía con todo, cortando las contras de los de Toril con toda la fuerza necesaria y la vez intentando aprovechar sus ocasiones para remontar cuanto antes.

Por suerte, este Castilla ya se doctoró en partidos broncos y no sólo no respondieron a las provocaciones de los visitantes a pesar de que el ritmo se iba caldeando, si no que cortaron todo intento del Alcorcón por recortar distancias. Grande Juanfran, el capitán en todo momento, bajando a apoyar y en ataque. Colosal Casado en este partido, siendo un seguro por su banda como nos tenía acostumbrados, tras unos partidos algo más discretos, y apoyando además en ataque, siendo clave en varias de las jugadas que acabarían en gol; muy seguros Iván y sobretodo Mateos por arriba en las jugadas a balón parado, nuestra némesis particular, y un magnífico Pacheco demostrando que sus reflejos no se habían visto mermados por los casi 6 meses parado que había pasado para recuperarse de su lesión.

12

Pudo tener Borja el tercero, pero la mandó muy alta tras la portería, e incluso hubo ocasión a jugada polémica en el que el Di Stéfano reclamó penalti cuando en un mano a mano entre Jesé y el portero éste es arrollado en el área.

Con esto nos fuimos al descanso, con la sensación del estadio siendo una fiesta, pero recordando otros partidos que se habían puesto de cara y acabaron dando la vuelta. Pero este Castilla ha madurado y aprendido de esos errores y no dio la ocasión a repetirlos.

Nada más reanudarse el encuentro, Morata recogía un balón en largo y tiraba bombeado para batir al portero. 3-0 y el Di Stéfano definitivamente convertido en una fiesta, mientras que el equipo rival iba desapareciendo. La guinda sería romper el record de Butragueño. Jesé tuvo varias ocasiones seguidas, sin conseguirlo, hasta que por fin en el 64’ tras una magnífica jugada que él mismo se fabrica, acaba regateando hasta el portero, poniendo el 4-0 en el marcador y escribiendo con letras doradas su nombre en la historia del club.

CastillaAlcorcon_18

Con todo ya conseguido y aún minutos por jugar, sólo quedaba empezar a ovacionar y a premiar. La entrada de Burgui por Juanfran tuvo ese doble motivo: premiar al jugador del C por su magnífica temporada y empezar a darle minutos y que el Di Stéfano pudiera despedir al que ha sido su jugador y capitán y que termina ya andadura. Dejando su brazalete de capitán para Álex Fernández -quién en principio se postula como el capitán del próximo Castilla-. El pelirrojo ha crecido ante la adversidad tanto como sus compañeros, y la capitaní­a es otra responsabilidad merecida. La entrada de Plano por Jesé serviría también para despedirse del canario quién esperamos tenga su oportunidad con el primer equipo la temporada que viene. El mediapunta no sólo ha tirado la puerta como exige La Fábrica, la ha sacado de los goznes.[pullquote]Ha sido muy dura la andadura por esta primera temporada en Segunda, pero los de Toril han sabido aprender de las piedras en el camino para resurgir, alcanzando y superando todos los objetivos propuestos.[/pullquote]

El Alcorcón intentaría en estos últimos minutos el gol del honor, pero el Castilla en pleno se encargó de que no aguaran ni aunque fuera mínimamente ese partido-fiesta del que fueron espectadores de excepción. Porque este era el partido del Castilla, el que les dejaba invictos, la despedida de varios compañeros, la posibilidad a su afición de darles las gracias y la prueba de que habían superado todas las piedras en el camino, todos los golpes y las pruebas. Que ese Castilla que terminó la primera vuelta rozando la vuelta a Segunda B había aprendido de todos los golpes aprendidos, aferrándose con uñas y dientes a una idea, una forma de ver las cosas, un juego y unos jugadores y entrenador. Un grupo que ha jugado y sufrido juntos, tanto animados por los suyos como pitados por los rivales. Porque muchos subieron a este equipo a Segunda y otros tantos le han ayudado a mantenerse.

Este partido era la celebración en casa de un fin de ciclo. Vendrá otro Castilla, con jugadores nuevos, con una Segunda aún más dura que la de este año, pero ahí estarán dispuestos a afrontar el reto con la cabeza bien alta.

Mientras tanto, sólo queda dar, a equipo y cuerpo técnico, las gracias.

DSC_0387

Imagenes: RealMadrid.com, José Manuel Manzaneque.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Real Madrid Castilla y etiquetada , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s