Jugando contra 12

[Artículo publicado originalmente en la revista on-line RealEsparta #8]

Minuto 84 de del partido Real Madrid C – Internacional de Madrid. Un pase a espaldas de la defensa deja solo frente a Pacheco al número 24 del Internacional, que se prepara para batirle. Cuando el gol parece cantado, el guardameta madridista se tira al suelo y le saca limpiamente el balón. Lo decían en el resumen de RMTV: pudo ser la parada del año. Pero no lo fue. Fue penalti.
Roja para Pacheco, segunda amarilla por protestar a Álvaro López, el RMC con 9, y el mediocentro Andy, tras colocarse los guantes, pudo adivinar pero no parar la trayectoria del balón que costó los 3 puntos al segundo filial madridista. Una semana después, el comité de la RFEF le quitaba la roja a Pacheco, pero sancionaba a López con nada menos que cuatro partidos por protestar una decisión tan clara que hasta ellos mismos la habían anulado. Fue tan escandaloso que hasta los aficionados rivales admitieron el error. Pero no es, ni mucho menos, la primera decisión arbitral extraña que se presencia en Valdebebas.

En estos días donde tanto se ha hablado de los árbitros, hemos creído necesario hacer un repaso a las polémicas que han salpicado a nuestro primer filial, el Real Madrid Castilla. Ojo: no es nuestra intención entonar el enésimo alegato contra los arbitrajes, sino limpiar el nombre de un equipo que arrastra, en su haber, el escalofriante dato de 101 amarillas, 13 rojas y 8 penaltis en contra en una temporada que aún no ha acabado. Números de equipo carnicero para un conjunto que sólo se preocupa de jugar al fútbol. Si pensáis que los árbitros perjudican al primer equipo, es que nunca habéis visto un partido del Castilla.

El inicio de la temporada ya sentó un claro precedente del tipo de arbitrajes que se verían por el Di Stéfano . A los 10 minutos del primer partido, un Castilla – Sporting B, el árbitro pitó penalti en una jugada donde ni siquiera existió contacto entre el jugador del filial sportinguista y nuestra defensa. Jesús atajaría ese gol, pero el aviso había sido recibido. Valdebebas tendría que prepararse para ver cosas mucho peores.

Siete partidos después, el Castilla ya llevaba 4 penaltis en contra, ninguno a favor, y 5 expulsiones. Ningún error de bulto, pero sí muchos dobles raseros, y las típicas amarillas por protestar mientras el rival tenía bula para lanzarse a partir piernas. Pero el auténtico escándalo estaba por vivirse. Fue el 17 de diciembre, en un aparentemente sencillo partido en casa frente al Alcalá.

En este estrambótico encuentro que el Castilla acabaría empatando con 8 jugadores, se vio a un jugador –Pedro Mendes- expulsado por la falta realizada por un compañero. Después fue Álvaro Morata quien, tarjeteado por protestar la expulsión de Mendes, se ganaría la segunda amarilla inexplicablemente tras golpear fortuitamente a un rival en el área contraria. Morata, jugador limpio donde los haya, declaró que el árbitro le había confesado que estaba deseando expulsarle. A minutos del final, Álex Fernández recibió una amarilla y una roja directa por protestar, que cerraban un partido histórico en cuanto a expulsiones. Fue tan desquiciante que, por primera vez, se vio a un estadio Alfredo Di Stéfano completamente caldeado, donde la policía tuvo que intervenir para evitar incidentes.

Al momento de escribir esto, el Castilla ha terminado con menos de 11 jugadores en 10 partidos de 30 jugados. Pero, ¿es una tendencia aislada de este año?, ¿ocurrió lo mismo la temporada pasada?

Pues sí. En el playoff de ascenso, el arbitro se comió un penalti claro por mano en el área del Alcoyano que habría supuesto el 1-1, amén de una segunda amarilla a un jugador rival y un codazo a Morata que no fue sancionado. En liga regular, especialmente llamativo fue el desquiciamiento arbitral vivido en casa del Vecindario –perjudicial para ambos equipos, pero principalmente para el Castilla, al que le anularon un gol legal- y de juzgado de guardia el arbitraje sufrido frente al Cacereño, donde el Castilla acabó con 10 después de que a Dani Carvajal, tras caer al suelo por una falta que, obviamente, no se pitó, le rebotara un balón en la mano. Además, en ese encuentro, a Nacho le dieron un doble codazo que no se sancionó.

Pero la situación más surrealista se vivió fuera de los terrenos de juego, con el caso Jorge Casado. Sancionado, el lateral fue convocado para el primer equipo por Mourinho, sentándose en el banquillo del Sardinero. A la semana siguiente, la RFEF le informó de que no podría jugar frente al Atlético de Madrid B, ya que se consideraba que no había cumplido la sanción –aunque no jugó un solo minuto-. Lo más alucinante es que, meses después, la RFEF demostró su doble rasero cuando Jonathan Dos Santos, en la misma situación que Casado –salvo que él sí jugó con el FC Barcelona- pudo participar con total normalidad en el encuentro que enfrentó a su equipo con el Granada CF, conjunto que llegó a denunciar el caso sin que la imparcial Federación se atreviera a fallar en su favor.

Quede claro que es artículo es sólo un resumen rápido de los casos más escandalosos. Quien vea semana a semana al Castilla, sabrá de lo que hablo: un filial de chicos jóvenes que intentan jugar al fútbol, enfrentado a equipos duros que dominan el otro juego mucho mejor que ellos. Los arbitrajes de 2ªB son malos y perjudiciales para todo el mundo, pero especialmente con estos equipos que se dedican a elaborar juego, y no a cortarlo con continuas faltas y provocaciones.

Por supuesto, el arbitraje no es excusa para la mayoría de las derrotas. Pero sirva este artículo para destacar que el Castilla, gane, pierda o empate, casi siempre juega contra 12. Es una dificultad más en la dura carrera de nuestros chicos hasta Segunda División. Por eso, como con el primer equipo, hay que valorar todo lo que han conseguido, frente a las muchas trabas que se encontraron en el camino. Líderes por méritos propios de un grupo donde militan equipos tan históricos como el Tenerife y el Oviedo, o tan temibles como el Lugo. No queda otra que estar orgullosos de ellos. Todos con el Castilla.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Opinión y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s